Ahorrar en m2 y en pesos

El sector se encuentra en un momento de transición, pero la creatividad de los desarrolladores ante las nuevas condiciones transformó la crisis en una oportunidad de negocios con la posibilidad de acceder a la vivienda.  

A comienzos de este año el escenario de los negocios inmobiliarios dio un giro y los desarrolladores comenzaron a ingeniárselas para ofrecer formas alternativas de comprar inmuebles, sea como vivienda o como forma de inversión. Hoy, el mercado ofrece nuevas opciones y se adapta a la modalidad de las infinitas cuotas en pesos y sin interés inmortalizadas gracias al boom del consumo. La oferta aparece tentadora sobre todo para gente que quiera adquirir su vivienda propia. De esta manera, vuelve a aparecer en la agenda de las constructoras como prioridad la vivienda para la clase media.

Al respecto, Gustavo Ortolá Martínez, desarrollador de GO Real Estate y directivo de la Asociación de Empresarios de la Vivienda, explicó: “La etapa que viene estará marcada por los desarrollos orientados al consumidor final –en este caso, la clase media–, fundados en el peso como moneda protagonista, así como por la necesaria baja de la incidencia del suelo y de los costos de construcción por la merma de la actividad. Con estrategias de financiación a largo plazo en pesos y esquemas de ahorro previo o de construcción de escala en etapas, donde la venta de las primeras unidades financia la construcción de las siguientes, se ha generado una multiplicación de las ventas de departamentos y lotes en los últimos años en lo que denomino el nuevo ciclo Nac. & Pop. de los desarrollos inmobiliarios argentinos”, sostuvo.
En la Capital Federal la primera en ofrecer un plan 100% en pesos fue Predial Propiedades, creando “Cuotitas Predial”, planes que llegan hasta las 48 cuotas mensuales y se aplican a edificios donde la fecha de entrega final promedia los 24 meses. Se trata de operaciones donde el comprador coloca un anticipo del 30 al 40% (boleto).
En este sentido, Gabriel Brodsky, de Predial Propiedades, indicó: “Miles de argentinos son inquilinos en las principales ciudades del país. Hasta hace un tiempo, estas personas que contaban con relativos buenos ingresos no tenían forma de llegar a pensar siquiera en tener su vivienda propia pagando los valores normales del mercado. Hasta hoy las cuotas mensuales arrancaban en promedio desde los $ 12 mil y debían ser abonadas como máximo en 24 meses, convirtiéndose en un producto inalcanzable para la mayoría de los argentinos.”
A su vez, señaló que “los compradores solían invertir en emprendimientos de pozo, pero en el último tiempo el mercado cambió y los nuevos compradores son principalmente asalariados que tienen estabilidad en su trabajo y quieren capitalizarse pagando cuotas mensuales en pesos. Nuestro objetivo es convertir a los inquilinos en dueños. Las cuotas llegan hasta las 48, pero tenemos el objetivo de lanzar antes de fin de año la opción de pagar hasta en 60 meses.”
En el mismo sentido opinó el Licenciado Mario Gómez, director de Le Bleu negocios inmobiliarios: “El mercado se adaptó a la nueva realidad de trabajar en pesos, sencillamente porque la mayoría de los insumos de la construcción están en pesos. Los inversores siguen confiando en el ladrillo como una inversión que no defrauda. A largo plazo, es el activo más seguro y no está expuesto a la volatilidad de corto plazo de los activos financieros.”
Las provincias también se hacen eco de esta tendencia. En Córdoba se lanzó con éxito el Plan Metro 2, que en breve se implementará en Buenos Aires, mediante el cual la gente compra metros cuadrados y luego los puede transformar en inmuebles con el mismo sistema que lo haría con un plan de ahorro para automóviles. “El plan es flexible, no hay costo de ingreso, ni cuotas mensuales. Tampoco hay una obligación de comprar metros todos los meses”, contó el gerente comercial del emprendimiento, Diego Raspo.
Se puede empezar a comprar con una inversión mínima de $ 500 por metro cuadrado, y de esta manera se ahorra hasta que se decide convertir el monto invertido en una propiedad. En ese momento, se convierte por el valor del metro cuadrado estándar. El plan es transferible, por lo cual el ahorrista puede salir en cualquier momento y vender sus metros a otra persona.
Tiempo Argentino
http://tiempo.infonews.com/

~ por Gama Propiedades en 9 noviembre 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: